martes, 7 de abril de 2009

25 años

Los huaynos ayacuchanos, son especialmente tristes, melancólicos, depresivos y hermosos. Yo odiaba los huaynos, de todo tipo, de adolescente, gracias a mi Padre, que bien abanquino, escuchaba sus cassettes en toda reunión y después de almorzar, realmente insufrible para un adolescente despistado como yo, que escuchaba a Vanilla Ice y Mc Hammer, y me reunía en la canchita de mi cuadra a practicar volteretas y pasos de coreografía.

De TK421 (buscando con google)

Recuerdo en una actuación de mi colegio, que decidimos salir a presentarnos, el Director del colegio, nos canceló porque era uno de esas personas "anti-imperialistas", ¡Cuando estábamos a punto de salir!. Tuvo que interceder nuestra tutora, quien haciendo uso del micrófono realizó una jugada maestra, anunciando que nuestro acto se iba a cancelar por falta de tiempo, el público comenzó a pifiar y pedir que salgamos ¡Que salgan! ¡Déjenlos bailar! ¡Déjenlos bailar! se oían los reclamos de las chicas del colegio y de las mamás que habían ido a ver la actuación de colegio; fue así que nos dejaron salir e hicimos un show que dio que hablar durante los años que estuve en la secundaria, hasta ahora recuerdo los gritos de chicas entusiasmadas y alocadas, y esa sensación chévere de estar en un escenario siendo vitoreado. Cool As Ice, fue el tema, que digo tema, temón. Fue genial.

De youtube, claro
Lo que no fue tan genial, fue que después de nuestro exitoso número, les tocara a las chicas de la promoción, que salían con el típico huayno del Pío Pío, y que casi al final de dicho número, (como era lo habitual) sacaran a bailar a padres de familia, a profesores, y a mí, que sólo había ido a reclamarle al sonidista mi cassette, para que no se lo llevara (era recontra-pirata con la cajita transparente y la portada fotocopiada y pintada con plumones) y me jalaron del brazo, me ví envuelto entre polleras y sombreros, con mi atuendo rapero de pantalón bombacho, chaqueta plateada y lentes oscuros de vincha. Todo un caos era mi cuerpo, no podía dar dos zapateos seguidos, me puse rojo de cólera y mi madre sentada se carcajeaba de la risa, aunque después me dijera a solas, que dejaba mal el apellido. (Mi padre bailaba huayno como los dioses, que digo dioses, APUS)

Y fue recién cuando tuve que hace mi servicio de SERUMS, en la sierra ayacuchana, que realmente empecé agarrarle cariño, gusto y pasión. Lo que es tomarse una cerveza bien helada a mas de tres mil metros sobre el nivel del mar, con los labios rajados por el frío y el viento seco, bailando alrededor de una banda de músicos, esquivando pisadas y empujones, tratando de bailar con la más bonita, y cantar a todo pulmón huaynos tristes y también los alegres que los hay, sino escuchen carnavales ayacuchanos. Me convertí en hincha del Dúo Ayacucho, Max Castro, William Luna y otros más...

De mi hi5 (yo en moto)

A pesar de no ser ayacuchano de nacimiento, me gusta su música, su gente y sus paisajes. Recorrer sus calles, por donde antes cundía el terror y que cuando yo pude hacerlo se veían bailes, chicas lindas, risas y mucha música; me dejaba en claro que era otra realidad, con la misma gente.

Y, bueno, escuchando la sentencia al "Chino", me acordé de esta canción bien triste y bien, pero bien, ayacuchana.

¡A tu Salud!

Del youtube tambien

10 comentarios:

Fiore dijo...

Ayacucho tiene una cierta magia, verdad?

gracias por la visita

bsos de esposa primeriza y Recién casada

Jar0k dijo...

Ayacucho significa el rincon de los muertos en quechua, debe ser por algo.

Igualmente.

santiagoMdc dijo...

see y por eso si mal no recuerdo le cambiaron el nombre al hotel de hotel ayacucho a gran hotel bolivar (el de la plaza san martin) jaja no recuerdo que presidente la verdad, pero si que se entero de eso ylo cambio en el acto.

Jar0k dijo...

No sabia eso. Definitivamente no es un buen nombre para un hotel.

Buen dato.

Saludos, se agradece la visita

Raquelle dijo...

Dios como olvidar Vainilla Ice?? lo bueno es que al final se presentaron.

Con respecto a tu comentario, pues si soy dependiente de él, él lo sabe. Pero ninguno de los dos es capaz de decir adiós. Siempre que tenemos un problema el espera que yo sea quien diga adios y aunque me enojo y demás no puedo hacerlo. Ayer por primera vez después de meses todo estuvo bien, pudimos platicar como los amigos que somos. Escucharnos y burlarnos de como eramos antes.

Jar0k dijo...

Ice, Ice, Baby!

Priscila dijo...

Hola :) Estuve leyendo tu entrada, me siento súúúúper descolocada! ni idea de ..huaynos era? :/ y cool as ice, nunce escuché, pero en fin :P entretenida historia.
Y gracias por pasar por mi blog, pero.. no, no tenés que sentir dolor por mí. Mi vida no es tan mala como parece, fueron malos tiempos. Y soy adolescente, mis altibajos y yo, somos una sola cosa, pero bueno. Gracias de todas formas. :)
Un beso grande.

Jar0k dijo...

Se entiende que no conozcas sobre música andina peruana, y tambien sobre Vanilla Ice (solo tuvo sus 15minutos de fama, y fué hace raaaato).
Yo y mis recuerdos de los noventas.

No leemos.

Gracias por la visita.

Claudy dijo...

La historia demuestra que su música subleva al nombre , el rincon de los muertos y sus cadáveres andantes victimas del terrorismom su costumbres , su acogida , y su música.. expresión sublime que en el rincón de la muerte aún hay fe..!!!! a la salud de los ayacuchanos!

Jar0k dijo...

¡Salud por eso!